Conflicto de Interés

Un “Conflicto de Interés” surge cuando el interés personal de un individuo interfiere o parece interferir con los intereses de la Compañía.

Un conflicto de interés puede surgir cuando un funcionario o empleado toma medidas o tiene intereses personales que pueden dificultar el desempeño de su trabajo en la empresa de manera objetiva y efectiva.

Se toman las medidas necesarias para garantizar que no habrá ningún efecto en AT&T.

Nuestra política atiende conflictos de interés reales, potenciales y aparentes que pudieran ocurrir con respecto a relaciones laborales, inversión externa, personales y de trabajo.


Principios Generales


  • La conducta de los empleados puede incidir significativamente en AT&T, sus negocios, reputación, productos y relaciones con clientes; cada uno de los empleados tiene la responsabilidad de proteger el buen nombre de AT&T a nivel interno y ante el público en general.
  • Deben evitarse o mitigarse los conflictos de interés potenciales, aparentes o reales.
  • Los empleados deben presentar una declaración de conflictos de interés por escrito.